Interregno, una explicación que nadie ha solicitado y casi nadie necesita